bannerp.png

« Sociedades | Main | Pégate un tiro... ¡para dejar de hacer el ridículo! »

21 de Julio 2006

Risotto con setas

      La gente sigue creyéndose que me alimento a base de sándwiches de jamón y queso. Bueno, es cierto, pero a veces me gusta ensuciar la cocina para escuchar como me insultan. Esta es MI receta para el risotto, que se prepara en un ratito y no tiene mucha dificultad. Suerte.

Ingredientes.

      1 Cebolla grande ?que de lo que se come se cría-
      4 tazas de arroz.
      100 gramos de queso parmesano fresco. Parmesano. ¿Es que no nadie comprende que eso que se vende en el súper como Queso rallado italiano NO es parmesano?
      1 copa de jerez ? o de porto-
      1 litro de Caldo de carne ? Rompo una lanza a favor del caldo de brick de gallina blanca ¡Que invento señores!-
      2 boletus
      2 setas de cardo.
      4 cucharadas soperas de aceite
      2 Cucharadas soperas de mantequilla
      100 ml de nata liquida
      Sal

Risotto2.jpg

      Es necesaria una cazuela mediana (de barro o metal, al gusto)

      Cortar la cebolla muy fina ?pulverizada, que me conozco-
Laminar los boletus y las setas de cardo. Si las setas estaban congeladas, descongelar primero, recuperando el caldo que sueltan para añadirlo posteriormente.

      Sofreír la cebolla en la cazuela, con el aceite y la mantequilla hasta que esté dorada
      Añadir las setas y seguir sofriéndolas hasta que estén tiernas. Añadir el arroz y darle un par de vueltas antes de añadir caldo hasta cubrir y sobrepasar un par de dedos el arroz.

      No dejar de mover, porque se podría pegar el arroz.

      Dejar consumir el caldo a fuego medio y volver a cubrir con caldo. El azafrán, el jerez y el caldillo de las setas descongeladas. (Truquito: disolver previamente el azafrán en medio vaso de caldo caliente)

      Corregir el punto de sal si fuere necesario. Controlar el punto del arroz, para que no se pase. A mi me gusta que esté un poco aliente, para que se termine de hacer una vez servido, pero esos es cuestión de gustos.

      Dejar consumir nuevamente y volver a cubrir con caldo, añadiendo la nata y la mitad del queso parmesano.

      Cuando se haya alcanzado la cremosidad deseada, servir cubriendo de queso parmesano.

      Acompañar de un lambrusco rosado espumoso.

      - No me gusta el arroz.
      - Te jodes. A mi, si.

Posted by Towsend at 21 de Julio 2006 a las 12:59 PM